lunes, agosto 14, 2006

TRÍO (3)

(Después de volver a ver Eyes Wide Shut)

Una prueba de que el diablo debe de andar bastante ocupado es que casi nunca está disponible cuando uno está dispuesto a venderle su alma.

***

De vez en cuando, Arcadi Espada se despacha con un aforismo impagable. Véase éste, de ayer, a propósito de un deshilachado editorial de El País: "Un etcétera es una petición de confianza. Hay que ganársela."

***

El pesimismo extremo de Chéjov: una impecable doctrina literaria, una impracticable solución vital.

2 comentarios:

Carlos RM dijo...

También yo quedé deslumbrado al leer ayer la sentencia sobre la confianza y el etcétera, muy oportuno al hilo de ese "deshilachado editorial", como dices.

Creo que es la primera vez que escribo algo en tu blog, aunque no la primera que lo leo; enhorabuena.

José Manuel Benítez Ariza dijo...

Bienvenido; yo también entro en el tuyo de vez en cuando, desmadejando uno de estos ovillos que empiezan en el "blog" de uno y te llevan al de otro y al de otro. Curiosa sociabilidad ésta, la de los "blogs".