jueves, marzo 12, 2009

VICIOS

Ese extraño alfabeto, entre cuneiforme y cirílico, en el que están escritos todos los libros que, inadvertidamente, abrimos del revés.

***

A todos se nos divide el universo en "el lado de Swann" y "el lado de Guermantes", según el día o el estado de ánimo con el que salgamos a su encuentro. Sólo que no todo el mundo necesita siete tomos de apretada prosa y toda una vida para contarlo. Y ellos se lo pierden, porque es de estas constataciones elementales de las que suelen salir las únicas obras que merece la pena escribir y leer.

***

Una doble mentira: "¿Vicios? Todos. Ninguno..." (Manuel Machado). Vicios: los estrictamente necesarios; que no son pocos, ni muchos, pero siempre parecen demasiados.

2 comentarios:

Mabalot dijo...

No puedo estar más de acuerdo ni puede decirse más claramente: "es de estas constataciones elementales de las que suelen salir las únicas obras que merece la pena escribir y leer."

Un saludo.

Tomás Rodríguez Reyes dijo...

Muy sugerente esa división proustiana. Saludos.