martes, mayo 10, 2011

CÁMARA INDISCRETA

Dejo para más adelante el anotar las anécdotas que me cuenta M.A. sobre su novísima experiencia de librera en la Feria del Libro. Hacerlo ahora convertiría este cuaderno en una especie de "cámara indiscreta". Y no se trata de eso.


***


"¿Ha sido ya lo tuyo", me preguntan estos amables compañeros, algo confundidos por haber yo mezclado en una misma invitación las fechas de la pasada firma y la inminente presentación. Parece que preguntan por un parto, o por el vencimiento de un  ultimátum. Y alguno mueve la cabeza, como apesadumbrado, cuando le digo que no, que todavía quedan unos días.


***


Nos hemos acostumbrado ya a ese gato que suele dormir la siesta a media mañana en el alero de su ventana, justo enfrente del aula en la que doy clase. Al principio, provocaba el regocijo de los alumnos, que hacían lo posible por llamar su atención. Ya no. Ahora, como antes, se limita a mirar despectivamente en dirección a la abertura de la que sale el desapacible ronroneo de la mañana escolar. Hoy, también, un borracho ha sumado su voz a las nuestras, desde la calle: declamaba a gritos la tabla de multiplicar. Es verdad que, en medio del tráfago incesante de la vida general, somos una anomalía. Y caigo ahora en la cuenta de una tercera interferencia, mucho más apremiante: el olor a carne asada que empezó a entrar por la ventana a eso del mediodía.

3 comentarios:

E. Cabello, "Las Cumbres" de Ubrique dijo...

Ya han llegado tus nuevos libros a la biblioteca del instituto, me los trajo JAM esta mañana. Muchas gracias por dedicárnoslo: "un libro dedicado vale por dos" creo que tú mismo has dicho eso hace poco.

Carlos Daniel Candia dijo...

ee..acabo de descubrirte como aautor ee...muy bueno soi de chile y tambien escribo

José Manuel Benítez Ariza dijo...

La frase no es mía, E., sino del periodista que tituló la encuesta. Me alegra estar presente en vuestra biblioteca. Un saludo.